Powered by Spearhead Software Labs Joomla Facebook Like Button

Visitante número: 1432112

#PalabradeTigre El Monopolio del espacio público del Presidente

0
0
0
s2smodern

 

 

 

Por. Humberto Aguilar Coronado

 

El Gobierno de la República construyó una poderosa herramienta a partir de la cual el Presidente se convierte en el centro de la comunicación política del país.

 

Las ruedas de prensa a las que se cita diariamente, y muy temprano en las mañanas, significan el punto a partir del cual inicia el proceso de discusión pública diariamente.

 

Por lo general, en las mañanas, los mexicanos observan al titular del Ejecutivo Federal, en un escenario austero, frente a un nutrido grupo de periodistas y discutiendo abiertamente sobre los asuntos de la vida pública de México.

 

Esa sola imagen, repetida diariamente desde los primeros noticieros y replicada durante todo el día en todos los espacios de noticias de todos los rincones de México, así como en las redes sociales, es sin duda y por si misma, independientemente de los contenidos de los mensajes, el mecanismo que explica cómo se forja la centralidad de

 

la figura del Presidente de México y explica porqué el Presidente es el personaje más popular de todos los actores políticos nacionales.

 

Las encuestas muestran que la confianza en López Obrador crece o se mantiene intacta y estable. El 71 por ciento apoya su trabajo, y en un mismo porcentaje se dicen optimistas sobre el futuro.

 

Todavía más. Si hoy se realizara una consulta ciudadana sobre la revocación de mandato, el 77 por ciento –casi ocho de cada 10 mexicanos–, marcarían la casilla para que continuara en el cargo.

 

El hecho de que el 51 por ciento considere que los problemas lo están rebasando y que, en cambio, vaya cayendo el porcentaje (40 por ciento) que piensa que tiene todo bajo control, no parece afectar las opiniones positivas que rondan el 70%.

 

El Presidente vive una luna de miel que se ha prolongado a lo largo de su mandato.

 

Esta luna de miel, que ya se había presentado a favor de otros mandatarios tanto en México como en el resto de Latinoamérica, se mantiene estable.

 

La razón es que, con las conferencias matutinas, la comunicación política y social es intensa, de forma tal que es el equivalente a estar en una campaña permanente.

 

La fórmula es simple, campaña permanente y énfasis en la estrategia de comunicación política que se desarrolla a través de una narrativa

 

consistente y persistente.

 

La narrativa del Gobierno de México se mantiene anclada en la corrupción, donde López Obrador ha perfeccionado el discurso.

 

La justificación más recurrente de los temas en los que no ofrece buenos resultados en esta gestión gubernamental, es justamente la corrupción de las administraciones anteriores.

 

Sin embargo, cuando algún asunto enturbia la percepción de honestidad de los aliados políticos del gobierno, como el caso del desorden y las luchas de poder en el partido Morena, el Presidente fue capaz de deslindarse y amenazar a su propio partido con renunciar a su militancia.

 

Para el Primer Informe de Gobierno, López Obrador sostuvo 189 conferencias matutinas, mismas que están diseñadas para que el Presidente pueda emitir los mensajes que él quiere y en las que no enfrenta cuestionamientos rudos o incómodos, gracias a la preponderancia que se otorga a nuevos actores que actúan como promotores del Presidente y del gobierno.

 

De acuerdo con el director de Spin Taller de Comunicación Política, la probabilidad de que se pueda hacer una pregunta al Presidente si se está sentado en la primera fila, es de 60 por ciento; la probabilidad si se encuentra en la segunda, es de 24 por ciento.

 

Según ese análisis, la primera fila esta controlada por comunicadores

 

digitales, y, entonces, son ellos los que preguntan, adulan o le regalan al Presidente la oportunidad para inyectar un tema de su interés aunque no necesariamente formaba parte de la agenda nacional, o para golpear a quien difiere de sus acciones de gobierno o difamar, en función de su estado de ánimo.

 

López Obrador le ha dado cuatro veces la palabra a 'Ni uno más, ni un corrupto más en gobierno', y dos veces a 'Nopal Times' y 'Charro Político', plataformas digitales que respaldan incondicionalmente al Presidente. En cambio, el Financial Times, el periódico financiero más importante del mundo, sólo ha podido preguntar una vez.

 

Esta estrategia ha sido altamente funcional y podría prolongarse tanto como se mantenga el equilibrio fiscal y se cuente con dinero necesario para ejecutar sus programas sociales, con lo que podrá mantener estabilidad financiera y tranquilidad social.

 

Sin embargo, si esos factores desaparecen, si la gente resiente los malos resultados de un gobierno de manera permanente, entonces la luna de miel y la confianza ciudadana, que se perciben imperturbables, pueden pagar los efectos del desgaste natural del ejercicio del poder político.

 

*Es politologo y Maestro en Negociación política por la UC3M

Please publish modules in offcanvas position.