Powered by Spearhead Software Labs Joomla Facebook Like Button

Visitante número: 1421595

PRIAN perdió oportunidad en Puebla

0
0
0
s2smodern

 

Víctor Sánchez Baños/EJE CENTRAL

Cuanto mayor es la dificultad, mayor es la gloria.

Marco Tulio Cicerón, 106- 43 a. C.; escritor, político y orador romano.

 

En Puebla, los priistas están que el sol no los calienta. El motivo es simplemente el desinterés de Claudia Ruiz Massieu de luchar para ganar las elecciones locales. Enviaron a un personaje quemado el ingeniero agrónomo zootecnista, egresado de la Universidad de Chapingo, Alberto Jiménez Merino.

Atrás de éste personaje esta Mario Marín, el exgobernador cuestionado y perseguido judicialmente por graves acusaciones de abuso de autoridad contra una periodista y escritora, Lidia Cacho, que descubrió una red de políticos pederastas.

Además, Claudia dejó en manos de él todo el dinero de la campaña y no se utilizó un solo centavo, como denunciaron a este columnista militantes priistas. El objetivo de Claudia fue precisamente acabar con lo que queda del Revolucionario Institucional, a pesar que de las 5 alcaldías que estaban en juego, ganaron 4.

 

El líder local, Lorenzo Rivera, llega cuando estaba totalmente “arreglado” por el Comité ejecutivo Nacional, sólo presentó el rostro para recibir los insultos de la militancia.

Es muy claro que si Ruiz Massieu quería hace historia en Puebla, únicamente se unirían fuerzas PRI, PAN, PRD y Movimiento Ciudadano, era juntar fuerzas con Enrique Cárdenas Sánchez, quien tiene un prestigio ganado en la comunidad poblana, para ganar cerradamente los comicios frente a Miguel Barbosa de Morena.

Es cuestión de matemáticas. Se sabía que juntos lograrían una mayor oportunidad para triunfar. Además, de todo mundo es sabida la alianza entre el PRI y el PAN, a la que califican PRIAN. Quítense las máscaras.

 

El resultado final, si se saca de la ecuación a Jiménez Merino, sería la suma de la alianza PAN, PRD y MC, con 33.23 y el 18.45 del PRI, lograrían 51.68, que arrasarían al 44.67 de Barbosa. ¿Los “experimentados” estrategas priistas, no se dieron cuenta de las ventajas en los municipios que ganaron como Ahuazotepec, Cañada de Morelos, Mazalpiltepec y Ocuyucan? Todo hace indicar que hubo alguna negociación de espaldas a la militancia priista. Bueno, por lo menos eso sospechan los militantes locales.

Please publish modules in offcanvas position.