Powered by Spearhead Software Labs Joomla Facebook Like Button

Visitante número: 1409747

INSEGURIDAD Y CORRUPCIÓN. Una columna de @hector_mperez

0
0
0
s2smodern

 

    “Lo hermoso del desierto es que en cualquier parte esconde un pozo”

      

 

   Estamos a menos de un mes; de acudir a las urnas, las encuestas se orientan hacia el Candidato Luis Miguel Barbosa Huerta, en este tema se centran los medios de comunicación como es lógico; los ejes de acción que ha planteado el Candidato, contienen información valiosa para el arranque de su Gobierno.

 

         La preocupación principal; de los Ciudadanos, está determinado en Inseguridad y Corrupción, temas que van concatenados en el desempeño de los Cuerpos Policiales.

 

         Los porcentajes de percepción; de la Ciudadanía, son variados van desde 50% a 70%, de un desempeño malo, si bien es cierto que se tiene unas Policías desmantelas, desmotivadas y de verdad en crisis; el Ciudadano de a pie, vive su diario acontecer; en verdadero miedo, de salir a realizar sus actividades ya sea trabajar, estudiar o alguna otra actividad que requiera salir de su hogar.

 

         Los homicidios han ido a la Alza; los Robos con Violencia en igual sintonía, los lamentables pero muy lamentables Feminicidios, tiene en terror a todas las jovencitas y a cualquier mujer que sale a la calle, en este sentido el Policía Uniformado, es el que sale con el impacto de descredito mayor, pero también habría que señalar a los Agentes de la Fiscalía, que en esta Institución carece de mucho personal, al Poder Judicial; este último, responsable en muchas veces de tener una puerta giratoria, para la salida de los delincuentes.

 

         La descomposición; en los Cuerpos Policiales, se debió en gran medida en mandos, que a su llegada empezaron a despedir a cuantos se les ocurría, y generaron una gran desconfianza en todo el personal. El gran reto; que se tiene, es en primer lugar, regresar la confianza al ciudadano de sus Cuerpos Policiales, con medidas que impacten en la percepción de cómo se aprecia su trabajo en la calle.

 

         Debemos reconocer; que hoy, el Estado de Puebla no cuenta con una Política de Seguridad, que articule en principio hacia donde debe encaminarse o al menos así lo parece; y también, que permita articular a los Municipios como una Fuerza Única de combate a la delincuencia.

 

         Menos creo; porque no se ve, una Política Criminal que involucre a todas las autoridades de Seguridad y Justicia y que contemplen programas y acciones de disuasión, prevención de la violencia, resolución mediante el dialogo de conflictos, detención, juzgamiento, condena y resocialización de los infractores Adultos y Jóvenes que infringen la Ley Penal.

 

         Seguramente; lo que resta de este gobierno interino, todas estas tareas no se hagan, pero sería importante comenzar a asumir otras que puedan contribuir a mejorar la seguridad, es responsabilidad de quien está al mando en este momento, el realizar todo aquello que mejore para el presente y futuro del Sistema de Seguridad del Estado; por ello, para nadie es un secreto que falta mucho personal en los Cuerpos Policiales, entonces no hay que esperar que llegue un nuevo Gobierno para empezar atacar esté problema de falta de personal.

 

         El aumento; del personal, debe de ser una misión que en este Gobierno Interino, comience al reclutamiento y adiestramiento correspondiente, los grandes males que se viven en México y no solo en Puebla; es que, esperan que el que sigue solucione los problemas, es tiempo de cambiar el chip de tanto tortuguismo.

 

         En concordancia; de lo planteado en párrafos anteriores, la incorporación de personal nuevo en las Instituciones de Seguridad, deberá estar cargada de una norma Ética de actuación, donde el servicio al ciudadano esté por encima de intereses personales o económicos; además, a la par de ello, se deberá dotar de instrumentos de carácter de control para evitar acciones de corrupción en su actuación diaria.

 

         La Tecnología; ha llegado a todos los rincones de nuestra vida diaria, esto incluye la Seguridad Pública, en los que cada vez se ve a las entidades de Gobierno, recurran a medios electrónicos para prevenir el delito y garantizar la Seguridad de los Ciudadanos.

 

         En este sentido; la denominada video-vigilancia IP, es una tecnología que combina CCTV con las ventajas digitales de las redes de comunicación IP, permitiendo la supervisión local y remota de imágenes y audio, así como el tratamiento digital de las imágenes, para la aplicación como el reconocimiento de matrículas o reconocimiento facial, entre otras.

 

         El C-5; es el encargado de estos avances tecnológicos, pero el punto neurálgico, es que la detección de algún problema video-captado, debe tener una respuesta del personal encargado de la Seguridad Pública, y si como comento en renglones anteriores se tiene deficiencia de personal, esa respuesta tardará mucho más, lo que provoca que se pueda tener la impunidad en los delitos y la Ciudadanía, lo vea como una ineficiencia del personal.

        

Si establecemos; que la Seguridad Pública es el elemento esencial en la Génesis del Estado Democrático, todo lo que se sume para beneficio del Ciudadano, contribuye a nuestra Democracia; la Seguridad Pública, debe de transformarse con el más alto sentido democrático, con la presencia activa del personal en pequeños núcleos sociales, con la debida supervisión y la presencia permanente en forma de comunión social; para a la vez, restablecer el Tejido Social que se encuentra demasiado deteriorado.  

 

         La Sociedad; está en crisis de obediencia a la Cultura de la Legalidad, vemos en infinidad de veces actos de barbarie contra presuntos infractores de la Ley, tratando de lincharlos y de generar su rabia hacia los representantes de la Ley, es urgente que mediante sistemas derivados de una Política Criminal adecuada, ataquen la furia ciudadana.

 

         Se habla mucho de los Derechos Humanos; tal parece que estos, sólo están del lado  del Ciudadano, si bien es cierto en parte los Cuerpos de Seguridad, por la ineficiente capacitación han violentado los Derechos Humanos del Ciudadano, es también digno de señalar que las turbas de Ciudadanos en actos de linchamiento, van más allá de sus Derechos.

 

         La barbarie; nos lleva, a una anarquía absoluta por ello en este sentido, las nuevas Autoridades después de las elecciones, tendrán que meterle mano firme a este tema, el avance de la Sociedad no es creando acciones de la Ley del Talión; sino al contrario, observar una Cultura de Legalidad que como tú y como yo, muchos anhelan, compararnos con Países de Europa; en esta materia, en una observancia de la Ley, con un alto sentido de convivencia social en armonía.

 

         Para concluir; las nuevas autoridades, deberán de inmediato contar con un equipo de transición, que empiece un programa de análisis y corroboración de los trabajos realizados por los actuales funcionarios, para tener un correcto análisis del Estado de las cosas, (incidencias delictivas, victimización, violencia social, funcionamiento de la Fiscalía y sus retrasos en la Administración de la Justicia, y para finalizar; la Táctica y Operación Policial).

 

         Michel Kempa; considera que una democratización de las Instituciones de Seguridad, es entornos deliberativos que permitan el intercambio de opiniones, así es como apreciaríamos una Sociedad Democrática.

 

        

 

         Tus comentarios: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Please publish modules in offcanvas position.